BLOGELEUSIS: FILOSOFÍA, y más allá...


Según Walter Burkert, los antiguos misterios "eran rituales de iniciación de carácter voluntario, personal y secreto que aspiraban a un cambio de mentalidad mediante la experiencia de lo sagrado." (Cultos mistéricos antiguos)

Con los decretos imperiales de 391/392, que prohibieron todos los cultos paganos, y con la destrucción de los santuarios por los godos al mando de Alarico en 394, los misterios súbitamente desaparecieron...

¿Desaparecieron? ¿O dejaron de ser algo meramente exterior, para madurar y convertirse en lo que siempre pretendieron ser: una experiencia interior, dirigida a enriquecer al sujeto, y al margen de cualquier formalismo abstracto, vacío?

Este blog -creado precisamente en Madrid, la ciudad situada en el centro, y presidida por la estatua de Cibeles, la Gran Madre- pretende recoger el espíritu de esos misterios, sean los de Eleusis, Dionisos, Méter, Isis o Mitra, y combinarlos con el saber filosófico, para estimular el avance espiritual de aquellos que quieran participar en su creación.

Igual que en las iniciaciones del pasado, habrá en él dos niveles: el preparatorio, en el que se incluirán materiales destinados a los estudiantes de Secundaria y Bachillerato, que acaban de iniciarse en el camino del conocimiento; y el especializado, en el que el autor incluirá temas filosóficos de nivel superior, o situados en los márgenes del pensamiento filosófico "oficial". También se incluirán referencias a sus publicaciones, a fin de que puedan ser localizadas, comentadas, y desde luego criticadas, por aquellos que se encuentren interesados por los problemas a los que dichas publicaciones se refieren.


En estos tiempos que corren, oscilantes entre el dogmatismo fanático de las religiones oficiales y el más burdo de los materialismos, los defensores del auténtico progreso espiritual no pueden desesperar, ni ceder un ápice de terreno. Hoy, como siempre, este ha de ser nuestro lema:

"Fortes viri adversa fortuna probabuntur"

sábado, 11 de febrero de 2012

El fútbol como religión de masas: Madonna: La nueva Astarté

   Que el fútbol (o la super-bowl) se va convirtiendo en la "religión laica" de nuestra época, en el nuevo "opio del pueblo", destinado a sustituir los antiguos cultos religiosos, en los que muchos ya no creen, no es algo nuevo, y ha sido reiteradamente denunciado por muchos intelectuales lúcidos (otros, en cambio, lo consideran "cultura").
   Como siempre, en nuestro blog no nos vamos a pronunciar al respecto, limitándonos a invitar a nuestros lectores a que razonen por sí mismos. Pero lo que no cabe duda es que el espectáculo ofrecido por la cantante Madonna en la final de la última Super-Bowl americana roza los límites de una ceremonia ritual, que recuerda muchísimo a los antiguos ritos consagrados a Baal-Moloch, o Astarté, en los que participaban prostitutas sagradas, y que ahora se centran en la veneración del nuevo "dios": el Baal-ón.
   Algunos periodistas ultraconservadores norteamericanos hablan, incluso de "misa negra"; bueno, quizás la cosa no sea para tanto, pero, no cabe duda de que este tipo de espectáculos -protagonizados casi siempre por las nuevas "sacerdotisas de Baal": Shakira, Beyoncé, Britney Spears, etc...-, resultan cada vez más sofisticados y más cargados de simbología oculta y seudorreligiosa, que el público perspicaz debe de conocer y valorar.
   En lo que a mí respecta, todas estas "artistas" me recuerdan la famosa escena de la película Metrópolis en la que la "falsa María" (Madonna), el nefasto robot creado por el diabólico científico Rotwang, danza enloquecidamente ante las masas hipnotizadas, para cautivar sus mentes.
   A continuación os ofrezco: 1) La filmación del espectáculo-ritual celebrado por Madonna en el estadio donde se celebró el final de la Super-Bowl; 2) un artículo publicado en Infowars sobre la posible interpretación de su simbología (sumamente discutible, como son siempre estas cosas); 3) otro artículo, parecido, publicado en el blog pijamasurf.com, y, para terminar, 3) la escena del baile erótico en el Yoshiwara" de la película dirigida por Fritz Lang. Leed, comparad y juzgad por vosotros mismos. 




Madonna’s Superbowl Halftime Show: A Celebration of the Grand Priestess of the Music Industry








Vigilant Citizen
Monday, February 6, 2012
Madonna’s Superbowl Halftime Show: A Celebration of the Grand Priestess of the Music Industry leadsuperbowl
When I learned that Madonna – aka the Grand Priestess of the music industry – would be performing at the Superbowl halftime show, I thought: “This should be interesting”. And it was. While most were amazed by a woman in her fifties dancing around with LMFAO and others were annoyed at her lipsynching, I was amazed by something else: the flurry of symbolism flashed to billions of worldwide viewers. While most saw Madonna’s performance as an entertaining interlude to the most important football game of the year, those with symbol-literacy will probably agree: Madonna’s halftime show was a big celebration of the Illuminati industry and of its Grand Priestess, Madonna.
A week before the Superbowl, Madonna described on Anderson Cooper the spiritual importance she attributed to her Half-Time show:
“The Superbowl is kind of like the Holy of Holies in America. I’ll come at halfway of the “church experience” and I’m gonna have to deliver a sermon. It’ll have to be very impactful.”
It is rather appropriate that this Kaballah-intiate referred to the Superbowl as the “Holy of Holies” as it was the name of the most sacred place in Solomon’s Temple. No one was ever permitted the Holy of Holies but the High Priest and only on the Day of Atonement – to offer the blood of sacrifice and incense before the mercy seat. Madonna’s analogy was therefore rather telling of the mindset behind her performance. Let’s look at the main parts of her show.
Vogue or Entrance of the Priestess
Madonna entrance is an elaborate procession fit for a High Priestess or even a goddess.
Madonna’s Superbowl Halftime Show: A Celebration of the Grand Priestess of the Music Industry madonna2
Pushed by hundreds of Roman soldiers and welcomed by hundreds of women, Madonna’s glorious entrance is a reflection of her status in the entertainment world.
Her first performance is highly influenced by ancient Egypt-Sumeria-Babylon and Madonna’s costume recalls an ancient Babylonian goddess.
Madonna’s Superbowl Halftime Show: A Celebration of the Grand Priestess of the Music Industry madonna1 e1328544321290
The decor of Madonna’s first performance combines elements from ancient Egypt, Sumeria and Babylon. Madonna herself is dressed in a way that highly resembles an Ancient Sumerian/Babylonian goddess, Inanna-Ishtar.
Madonna’s Superbowl Halftime Show: A Celebration of the Grand Priestess of the Music Industry ishtar1
Ishtar with her foot on a roaring lion and wearing a distinctive headdress thatresembles the one worn by Madonna. Ishtar is often depicted with wings, a feature that is recalled on Madonna’s “carriage”.
Ishtar was a powerful and assertive goddess whose areas of control and influence included warfare, love, sexuality, prosperity, fertility and prostitution. She sought the same existence as men, enjoying the glory of battle and seeking sexual experiences. Madonna’s as Ishtar is therefore quite interesting as one can argue that the pop singer has embodied, throughout her career, the same assertive yet highly sexual qualities of Ishtar, even achieving a state of power in the music industry that is usually reserved to men. On an esoteric level, Ishtar is associated with the planet Venus, known as the Morning Star or the Evening Star – a name also attributed to Lucifer in occult schools.
So in this mythologically-charged setting Madonna performed Vogue. During the performance, we saw dancers on the covers of Vogue, a magazine that is at the forefront of Illuminati symbolism in fashion (as seen in the series of articles Symbolic Pics of the Month).
Vogue ends with a symbol that is consistent with the Egyptian-Babylonian theme of the performance. It is also highest importance in occult Secret Societies such as Freemasons, the Rosicrucians and the Illuminati: the Winged Sun-Disk.
Madonna’s Superbowl Halftime Show: A Celebration of the Grand Priestess of the Music Industry madonna3
The song ends with the displaying of the symbol of the Winged Sun-Disk.
Egyptian mystics used the winged sun for ritualistic magic and invocations:
“‘Emblematic of the element of air, this consists of a circle or solar-type disk enclosed by a pair of wings. In ritual magic it is suspended over the alter in an easterly direction and used when invoking the protection and co-operation of the sylphs.”
-
Hope, Murry, Practical Egyptian Magic
The winged sun is still being used today by groups like the Freemasons, the Theosophists and the Rosicrucians.
“The Winged Globe is pre-eminently a Rosicrucian symbol, although the Illuminati may lay claim to it, and it may be admitted that it is of Egyptian origin. The Winged Globe is the symbol of the perfected soul making its flight back to the source of its creation in the Elysian fields beyond.”
-Swinburne, Clymer, The Rosicrucians Their Teachings
Madonna’s Superbowl Halftime Show: A Celebration of the Grand Priestess of the Music Industry winged disc in masonic lodge e1328556441697
The symbol of the winged-sun inside a Masonic lodge.
The display of this symbol, although apparently trivial and aesthetic, emphasizes on the occult spiritual dimension underlying Madonna’s entire performance.
Give Me All Your Luvin’ or Madonna’s Sex Kittens
Later in the show, Madonna performed her new single Give Me All Your Luvin’. The song features two new industry favorites: Nikki Minaj and M.I.A. In the song’s music video and during the Superbowl performance, the featuring of these two female rappers is portrayed in a specific way:  Instead of being presented as full-fledged artists contributing to Madonna’s song, the roles they are given makes them almost Madonna’s “minions” who are cheering for the industry’s High Priestess. This “relationship” where Madonna is in power – and therefore the handler – is drenched in Mind Control symbolism, specifically Beta Programming also know Sex Kitten Programming.
Madonna’s Superbowl Halftime Show: A Celebration of the Grand Priestess of the Music Industry madonn4
In the video for Give me Your Luvin’, Madonna, Nikki Minaj and M.I.A. are dressed as Marilyn Monroe, the ultimate prototype of Sex Kitten Programming.
Another symbol associated with Sex Kitten programming is feline prints clothing and textiles. The entire half-time show was an animal-print extravaganza.
Like a Prayer or the Final Sermon
Madonna closed the Halftime show with one of her biggest hits: Like a Prayer. The video of this song was always controversial due to its mixing of religious themes with sexuality. When the song starts, the show takes on a very solemn and spiritual tone as Madonna and Cee-Lo Green enter to give the final sermon. Religious figures are usually dressed in white to represent purity and godliness. The two singers where dressed in black robes and black robes are usually used in…black masses.
Madonna’s Superbowl Halftime Show: A Celebration of the Grand Priestess of the Music Industry madonna4
As the song begins, a huge eye pupil is displayed, hinting of the Illuminati-influence in this spiritual performance.
Madonna’s Half-Time show also ends in a rather symbolic matter:
Madonna’s Superbowl Halftime Show: A Celebration of the Grand Priestess of the Music Industry madonna5
At the end of her performance, the floor opens underneath Madonna’s feet and she disappears.
As Madonna is swept in what appears to be the “Underworld”, Madonna sings “I hear you call my name, And it feels like home”. This is another inversion of conventional religious symbolism as “home” should be in the heavens. In Madonna’s case, she obviously didn’t go in that direction.
The show ends with a message no one can disagree with.
Madonna’s Superbowl Halftime Show: A Celebration of the Grand Priestess of the Music Industry madonna6
The words “World Peace” appear on the stage, a PR-friendly slogan used by those pushing for a New World Order, one that is lead by a one world government.
In Conclusion
When taken individually, the symbols described above can be simply considered as “cool-looking” and most Superbowl viewers did not attribute much attention to them. The packing all of these signs and symbols in one comprehensive 13 minute performance cannot be dismissed as “random images”. Quite to the contrary, they all point towards a specific underlying Agenda, one that is consistent across the entire music industry. Madonna’s embrace of the Illuminati symbolism discussed on this site coincides with her signing with Interscope Records, one of the main purveyors of Illuminati symbolism in the music industry. Her Half-Time show performance can therefore be considered as the “launching” of her three-album (and 40 million dollars) relationship with the prominent label. Madonna’s Superbowl performance has shown that, despite the fact that she is an industry icon, she still needs to fit the mold and embrace the same symbolism as rookie pop stars.
Laced with profound imagery, Madonna’s Half-time performance was, in fact, a massive Illuminati ritual, one that was witnessed by billions of viewers. On this Superbowl “Day of Atonement”, Madonna, the High Priestess of the Illuminati industry, entered the Holy of Holies of America delivered a 13 minutes sermon that was heard by all and understood by few.

Madonna masónica: el ocultismo pop del espectáculo de medio tiempo del Superbowl

El show de Madonna en el Superbowl, cargado de símbolos arcanos, admite diversas interpretaciones, pero ciertamente muestra que este tipo de espectáculos son ritos modernos en los que se mezcla la religión, la política, el entretenimiento y la magia.
Después de espectáculos masivos como el Superbowl, en los que la industria del entretenimiento —con todo el aparato del star-sytem— parece emitir un mensaje cifrado al mundo, resulta divertido darse una vuelta por los blogs de la llamada red sincromística: sitios que se dedican a decodificar los símbolos que emite la cultura pop y encontrar coincidencias significativas —o sincronicidades— que hablan de un mensaje sub rosa: programa mental o comunicación cósmica.  En este caso el espectáculo realizado por Madonna tuvo un evidente contenido esotérico, utilizando símbolos que se encuentran en las escuelas de los misterios egipcios y babilónicos.  De esto no hay duda, sin embargo, en  la interpretación de estos símbolos y en la lectura de una intencionalidad hay grandes diferencias y matices. 
Tomemos como ejemplo estos tres sitios —y el lector queda advertido de una alta dosis de conspiranoia a continuación: Vigilant Citizen, Freeman Perspective y Secret Sun. Para Vigilant Citizen, un sitio acusado de desinformar y ser un doble agente, el espectáculo de Madonna es una clara manifestación de programación Iluminati. Madonna revestida en túnicas negras ceremoniales es ungida como suprema sacerdotisa de la cultura pop: virgen y a la vez diosa del sexo (Ishtar-Innana para Vigilan Citizen).  Porrista y prostituta (sagrada). Según Vigilant Citizen la aparición de M.I.A y  Nikki Minaj a un lado de Madonna es signo de lo que llama “Sex Kitten Programming”, la transmisión de un meme sexual que caracteriza a la industria musical, en la que se fomenta la sexualidad, pero es una sexualidad desacrada, despojada de su poder (justo aquello que nos hace como los dioses). Madonna, entonces, simboliza al controlador, sexual y mental, La seña “obscena” que hace M.I.A (Maia) de “fuck you” es un una especie de cópula ritual: el enseñar el dedo medio originalmente simboliza el falo.
Podemos ciertamente diferir de estas excursiones interpretativas y conceder que es muy probable que Madonna y los participantes de este espectáculo —cual títeres— no tengan noción de los niveles más profundos del mensaje que están emitiendo, pero ciertamente hay que reconocer que el show tuvo símbolos inconfundibles. En un principio podemos ver a Madonna investida con una corona en forma de cuernos, escoltada por dos esfinges con ojos de neón. “Las esfinges conduciendo al carro resienten el poder secreto y desconocido a través del cual el gobernante victorioso es movido continuamente por diversas partes del universo”, dice Manly. P Hall sobre el arcano del Carro, evocado por la imagen de Madonna en el Superbowl. La formidable pista electrónica en varias ocasiones se configura como un tablero masónico, aparecen el compás y la escuadra, un ojo, un sol negro y de manera notable el sol alado, que históricamente ha sido un símbolo que confiere autoridad, de dioses y reyes, en Egipto, Babilonia y otras culturas.
Pero, si Madonna es la diosa, la  máxima hierofante de la sociedad del espectáculo, poseída por fuerzas secretas, ¿hacia donde nos lleva? ¿Cuál es la intención de este rito?
Según Vigilant Citizen, el show ritual fue una especie de última iniciación de Madonna, casi un paso hacia el mítico grado 33 de insider, marcado también por haber firmado con la disquera Interscope Records, que supuestamente es un brazo mediático de los Iluminati. Las imágenes transmitidas, entonces, son parte del grimorio secreto de esta sociedad: manipulación y programación masiva, arcanamente confeccionada. 
Sobre Baphomet Aleister Crowley dice: “Es el Diablo en el libro de Thoth, y su emblema es Baphomet, el Andrógino que es el jeroglífico de la perfección arcana… Él es, entonces, la Vida y el Amor. Su letra es ayin, el Ojo, así que es la Luz”.
Personalmente esta interpretación me parece muy limitada e incluso sospechosa. Los Iluminati son la cortina de humo favorita. Citemos la ley de Christopher Knowles, de Secret Sun, un blog muy superior a Vigilant Citizen en su penetración simbólica: ” Casi siempre que surge controversia sobre simbolismo en los medios, está disfrazando un mensaje oculto muy distinto”.
Más radical que Vigilant Citizen es la interpretación de Freeman Perspective, blog en el que se propone que el espectáculo es un rito de adoración a lo ángeles caídos, los cuales están ligados con los Nephelim, los gigantes que se mezclaron con la hijas del hombre en la Biblia: NeFeLim: el triunfo de los Gigantes sobre los Patriotas significa la continua victimización de la humanidad por parte de estos seres predatorios: la Tierra en su poder. Freeman incluso sugiere que el espectáculo es un ritual para abrir un portal a estas entidades.
Sin negar ninguna posibilidad, más lúcida es la interpretación de Chris Knowles en The Secret Sun. Knowles nos recuerda que la temática romana que permeó el espectáculo, mezclándose con temática egipcia y posiblemente babilónica, obedece a un programa militar. El Superbowl es ciertamente la máxima expresión del llamado “pan y circo” que fue perfeccionado por los romanos. Más que de las escuelas de misterios, los motivos ancestrales del rirual provienen de:
Los elitistas del Estado, con su pompa y circunstancia, su regimentación y militarismo. Esto viene directo de los Templos de Júpiter y Juno en la Colina Vaticana, y el mensaje, significado y efecto deseado, es exactamente el mismo. “Paz Mundial”, así es. Más como “Pax Romana”. 
Recordemos que la “Paz Romana”, más que un estado de paz, es históricamente un periodo de control total del imperio romano, su esplendor militar. En el mensaje final de “Paz Mundial”, Vigilant Citizen lee el Nuevo Orden Mundial, la agenda de la globalización que ha encabezado la ONU.
En los comentarios del post de Secret Sun encontramos quizás las claves más relevantes sobre este ritual de o-cultura pop.  Una cita de Aleister Crowley: “María es simplemente Maia con la R solar en el vientre”. Madonna es, por supuesto, el apelativo de la Virgen María, que a su vez es una de las personalidades de la Diosa Madre, la versión cristiana despojada de su sexualidad sagrada, pero que de cualquier forma lleva en su vientre al Sol (¿Cristo o Anticristo?); Madonna que cantaba  ”Like a Virgin”, con lo que ahora podemos interperetar sublime simbolismo: “Como una virgen”, es decir, el simuacro de una virgen, la ilusión de la Virgen, de la Diosa Madre, Gaia-Sophia. En este mundo reinan las apariencias.
Algunas versiones de la filosofía gnóstica señalan que nuestro planeta, esta creación, es un duplicado, una especie de falsificación de la verdadera creación divina sustentada por el anima mundis de la Diosa (Gaia-Sofía-María-Isis-Ishtar). En el  formidable sitio de sync The Mask of  God leemos (hay que recordar que al final del espectáculo Madonna es succionada, cayendo simbólicamente al inframundo):
Su muerte es la última etapa de esta iniciación, un duplicado de la creación del mundo de Sofía en el mito gnóstico —ella tiene un aborto y se desangra en el suelo, su sangre alimenta la tierra. Este evento fue explícitamente descrito como una “caída” y un “aborto” (ectroma), simbolizando el estado incompleto de la creación. Y ahora es Cristo, en la escatología gnóstica, quien está a cargo de terminar su trabajo y recuperar el poder que le robaron a Sophia. Sophia como Alma-del-Mundo, se ha convertido en el yermo de Maia, diosa de un universo imperfecto e irreal, y debe de ser transformada en la fértil María.
Algunas investigaciones etimológicas identifican la palabra Maia, en sánscrito, con materia, medida, y también con mamá  (la raíz ma aparentemente significaría crear, generar). Es feliz entonces la coincidencia entre el Maia y lo que la cultura moderna ha llamado La Matrix, el edificio de la realidad-ilusoriedad. Recordemos ahora que M.I.A. (MAIA) muestra el dedo medio, en un gesto que remite al falo y canta L-U-V Madonna Y-O-U You wanna, en una especie de teurgia cabalística en la que el mundo adora a la diosa falsa. Madonna se eleva como suprema hierofante del entrenimiento, de la industria del espectáculo, una industria cuya función básica es reproducir ilusión, crear Maia: lo que vemos una cópula de espejos. Si a esto añadimos la interpretación gnóstica y la más secular sobre el pan y circo y la pax romana, podríamos sugerir que lo que vemos es un rito de perpetuación del orden de las cosas actual en el que lo que impera es la ilusión, el Maia: Madonna es el simulacro de la diosa planetaria María (Sophia: amor y sabiduría) en su verdadero esplendor, la sombra del paraíso. Y a lo que nos conmina es a desear y a ser parte de esta ilusión que, como un velo, cubre el cuerpo refulgente de la Diosa que lleva en su vientre el fruto del Sol.
Twitter del autor: @alepholo

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario